La defensoría y su defensa

Uruguay inauguró recientemente su Defensoría del Pueblo, que es a la vez Defensoría e Institución Nacional de Derechos Humanos. La concreción de la idea y el nacimiento no fueron procesos fáciles, pero han demostrado, nueves meses después,  logros importantes. Lidiando ya con 234 denuncias y en un proceso de consolidación el Ombudsman uruguayo ha comenzado a recorrer su historia.

Parte importante de la misma pasó hoy y por suerte me encontraba en Uruguay.Asistí a la primera Asamblea Nacional de Derechos Humanos, una instancia de consulta  obligatoria con la sociedad civil donde la Defensoría busca por un lado rendir cuentas, y por otro escuchar las voces de la ciudadanía.  A sala llena en el Anexo del Palacio Legislativo me gustó  lo que ví: representantes de una sociedad civil diversa y pujante deseosa de un espacio de participación real.  En el salón estaba desde las juventudes de Cristo, hasta el colectivo Ovejas Negras, conocidos por su defensa del matrimonio igualitario.  Habían feministas, comunicadores, ambientalistas, abogados, miembros de la tercera edad, defensores de los derechos humanos y víctimas de la dictadura, políticos de todos los partidos.

Para quienes alguna vez cuestionaron la necesidad real de esta clase de instancia, la evidencia es demasiado fuerte: Uruguay tiene una sociedad civil diversa, que hasta la fecha no tenía forma de canalizar sus reclamos.

La figura del Ombudsman es en Uruguay una gran innovación pues pone en manos de las personas comunes una herramienta de fácil acceso y eficaz para ser oído frente a  lo que se considera una injustica. En este caso, a diferencia de otras figuras en América Latina, es un órgano colegiado.

Para un país cómo Uruguay es buena noticia tener esta clase de instituciones funcionando. Como he sostenido en otros lugares, los argumentos economicistas contra esta clase de instituciones no se sostienen si se consideran lo que están brindando, que es en el fondo mejores instituciones públicas donde todo sistema económico funciona.

Los Ombudsman juegan un delicado rol en un sistema democrático.  En un reciente taller que desarrolé junto a colegas en Nueva Zelandia, con ex Ombdusman y actuales Ombudsman de diversos países vimos de cerca el verdadera desafío de estas instituciones: construir  su legitimidad y eficacia.

El juego entre legitimidad y eficacia está dado por la forma en que el Ombudsman es nombrado, y por el éxito de sus recomendaciones.  El éxito de sus recomendaciones es lo que determina la viabilidad de la institución. De ahí que a nivel comparado las instituciones exitosas sean minuciosas en la emisión de sus dictámenes, y recurren a ellos al final de un  pautado proceso. También debido a mi trabajo he visto lugares donde los Ombudsman significan la diferencia entre la vida y la muerte de personas, y la última línea de protección frente a sistemas judiciales corruptos y partidos políticos que buscan bajo cualquier pretexto removerlos.  El rol nunca es cómodo pero en algunos lugares adquiere ribetes heroícos. En Uruguay no falta quien en el sistema político, por ahora “sotto voce”, critique la necesidad de esta clase de instituciones de rendición de cuentas horizontal, lo cuál es un fenómeno regional: al poder no le gusta el control.  Estas instituciones son y siempre serán molestas para el poder: ese es su trabajo.

Queda por saber a nivel comparado sobre que realmente hace eficaces a estas instituciones en la protección de los derechos humanos, pero una sociedad civil organizada, redes internacionales de trabajo y capacidad institucional adecuada parecen ser elementos esenciales para su éxito. También el Ombudsman puede potencialmente contribuir a procesos en busca de gobiernos más abiertos , en tanto y en cuanto las condiciones de su participación en estos procesos sean claras.

 Por lo pronto la defensoría uruguaya ha comenzado con buen pie llamando a esta Asamblea.  Los  defensoría se ha encontrado con sus defensores.

Comentarios desactivados en La defensoría y su defensa

Archivado bajo Sin categoría

Los comentarios están cerrados.